Pequeñas ideas de diseño para tu cuarto de lavandería

Es fácil abarrotar el cuarto de lavado, especialmente si tienes poco espacio para trabajar. La clave es diseñar la sala de manera estratégica para que se mantenga organizada semana tras semana, pero también es importante introducir un toque personal para hacer que esta parte de tu hogar sea más atractiva. Aquí hay algunas ideas de diseño que pueden ayudarte a darle un toque especial a este cuarto, al mismo tiempo que podrás aprovechar al máximo el espacio disponible.

El esquema de colores

 

Comienza echando un vistazo a las paredes. Aconsejamos adoptar un esquema de color simple y evitar patrones, porque pueden hacer que un espacio pequeño se sienta aún más pequeño.  Los mejores colores para las paredes de un cuarto de estas características son:

 

  • El blanco, para iluminar el espacio permitiendo que la luz rebote alrededor de la habitación
  • Los colores pastel, para aportar un poco de energía sin oscurecer demasiado la habitación.
  • Los tonos neutros, para crear una atmósfera relajante mientras lavas, planchas y doblas la ropa
  • Los colores que se encuentren en el resto de tu hogar, para sentir uniformidad y continuidad cuando entras al cuarto de lavandería.

 

Además de elegir uno de estos colores, recomendamos optar por suelos simples y evitar alfombras. También es aconsejable colocar algunos cajones o estantes de colores claros, especialmente cuando si colocan en la parte superior de la pared.

Soluciones de almacenamiento

 

Hablando de almacenamiento, el diseño de tu cuarto de lavado definitivamente debe incluir algunas opciones. Es posible que sea complicado en espacios pequeños, pero te dejamos  algunos consejos que pueden inspirarte:

 

  • Instala los gabinetes sobre la lavadora y secadora para guardar las prendas, dejando suficiente espacio para que puedas abrir y cerrar la puerta sin problemas si su puerta está ubicada en la parte superior.
  • Añade estanterías a las esquinas que no utilizas. También puedes almacenar las prendas en cestas para que el espacio se vea limpio y ordenado.
  • Cuelga un estante o similar en la puerta del cuarto de lavandería para guardar las toallitas de la secadora, los calcetines huérfanos y otros artículos livianos y misceláneos.
  • Coloque tu lavadora y secadora en un cajón que lleve una encimera encima, un complemento opcional que te permitirá utilizar de forma más eficiente el espacio disponible.

Decoraciones

 

El cuarto de lavado puede ser el espacio menos concurrido de tu hogar, pero eso no significa que no debas decorarlo apropiadamente. Una decoración adecuada anima la habitación sin contribuir al desorden, así que para concluir, aquí te dejamos algunas ideas:

 

  • Cuelga un reloj decorativo en la pared para saber qué hora es mientras haces la colada.
  • Pon una planta pequeña de interior en algún sitio, para traer un poco de vida a la habitación.
  • Instala un espejo junto a la puerta para que tu pequeño cuarto de lavado se vea más grande.

 

¿Alguna de estas propuestas te ha convencido? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *